«

»

oct 18 2006

Imprimir esta Entrada

Abelardo y Eloísa: Un gran amor trágico

Las historias de los grandes amores nunca terminan con un “y fueron felices para siempre”. En determinado momento ocurre la “gran separación” o un evento que marca la vida de los amantes y los lleva a tomar rumbos diferentes. Abelardo y Eloísa fueron dos seres que se amaron intensamente pero las circunstancias  histórico-sociales  de su época no permitieron que pudieran vivir felices.   

Luis López Nieves, escritor puertorriqueño, nos cuenta la historia de este amor trágico:

Abelardo fue un joven y famoso teólogo francés del siglo XII, profesor de la catedral de Notre Dame, en París. El canon de la catedral lo contrató para que diera clases privadas a su hermosa sobrina Eloísa, quien contrario a la costumbre de una época en que las mujeres no iban a la escuela, a los 17 años de edad sabía teología, filosofía, griego, hebreo y latín.

Cometieron el error de enamorarse, a pesar de los planes del tío de Eloísa de casarla con un importante aristócrata. Se fugaron a las tierras de Abelardo en Bretaña, contrajeron matrimonio y tuvieron un hijo. Sin embargo, el tío de Eloísa no pudo perdonar a Abelardo, a quien acusaba de seducción. Para vengarse, este funcionario eclesiástico contrató a un grupo de matones. Entraron de noche a la casa de Abelardo. Mientras dormía, soñando tal vez con su hermosa Eloísa, lo sujetaron con las piernas abiertas y lo castraron con un cuchillo boto, a sangre fría.

Sin embargo, esta historia no termina ahí. Para ver el desenlace los dejo con el relato de López Nieves. Después de este evento, Abelardo decidió no volver a ver a Eloísa y retirarse a un monasterio. Eloísa también se convirtió en monja pero nunca dejó de amar a Abelardo. A pesar de que nunca más se hablaron, mantuvieron correspondencia  hasta el momento de la muerte de Abelardo. Esa correspondencia  se ha recogido en el libro   Cartas de Abelardo y Eloísa. Eloísa murió años después y se le concedió ser enterrada junto a su amado Abelardo.

[Tags]abelardo y eloísa, amor medieval[/tags]

If you enjoyed this post, make sure you subscribe to my RSS feed!