«

»

Dic 05 2008

Imprimir esta Entrada

Michael Wesch: un anti-profesor

En esta entrevista, Michael Wesch, discute sus estrategias para estimular la inteligencia colectiva de sus clases mediante técnicas basadas en la participación y en la colaboración mediante las  tecnologías de la web 2.0.

Vía Open Education

If you enjoyed this post, make sure you subscribe to my RSS feed!

4 comentarios

Ir al formulario de comentarios

  1. Carlos Andújar

    Me encantó ese vídeo. Creo que es el modelo a seguir.

  2. Alfredo Calderón

    Coincido con Carlos. El video nos lleva a meditar sobre las estrategias que usamos en la sala de clase e inclusive en ambientes virtuales para motivar a nuestros estudiantes para enseñar.

  3. Sergio Pérez

    Coincido plenamente con los comentarios anteriores. Sin embargo, lo que ahora me preocupa es el responder a las preguntas que este modelo de enseñanza-aprendizaje plantea: ¿cómo dotas de la tecnología necesaria al alumnado (enseñanza obligatoria)? o, lo que es lo mismo, ¿qué cambios debería dar la Administración para dotar al alumnado de los recursos necesarios para hacerlo posible? ¿Cómo atender a la diversidad, entendiendo ésta no sólo como las carencias de contenidos, sino también las distintas predisposiciones, experiencias vitales, necesidades básicas (pirámide de Maslow http://es.wikipedia.org/wiki/Pir%C3%A1mide_de_Maslow), etc…? Son preguntas que no contradicen mi postura de absoluta defensa hacia este modelo, sino que me marcan hacia donde tengo que evolucionar como docente.

  4. Juanan Ruiz

    La parte que más me ha gustado es cuando le preguntan como consigue que una clase sea participativa y colaborativa con 400 alumnos (no se si he entendido bien pero me ha parecido oir 400) y el dice que lo primero que recomienda a cualquiera que quiera cambiar de una clase magistral a algo más creativo es que empiece a querer y a respetar a sus alumnos. Que piense que son personas inteligentes, que pueden aportar ideas que tienen algo para compartir. Cambiemos el concepto de que los alumnos son cabezas huecas en las que meter conocimientos y empecemos a pensar que son los artífices de su educación y de su aprendizaje. Si no amas y no respetas a tus alumnos no vas a conseguir nada interesante con ellos

Los comentarios han sido desactivados.