«

»

Jun 12 2007

Imprimir esta Entrada

Mi sueño: Un Colegio 2.0

Estudié mi bachillerato en psicología en el Recinto Universitario de Mayagüez (RUM) . Regresé como profesor en el 1987 y ahora se cumplen unos 20 años de trabajar en esta institución que considero mi segundo hogar. Lo he visto desarrollarse de una institución que servía a unos 4,000 estudiantes a una institución que matricula a unos 12,000 estudiantes.  Lo conozco desde antes de la era de la Internet y desde aquellos tiempos que lo único que  teníamos para hacer los trabajos eran maquinillas.  Es mucho lo que hemos progresado desde aquel tiempo para acá pero todavía tenemos que trabajar para lograr una universidad 2.0.

Anoche tuve un sueño hermoso y en ese sueño el RUM se había convertido en una universidad 2.0 en todo su esplendor. Nuestro querido “Colegio” estaba dominado por estudiantes, profesores y administradores 2.0 .  Y en esa visión me encontré con lo siguiente:

I. Un Colegio en donde  se había  institucionalizado la cultura del RSS

Toda la información de noticias y revisión de páginas web  estaba accesible vía canales de RSS.  Mediante un feed  “maestro” llegaba  a mi agregador todo lo concerniente a la Universidad.

La Biblioteca tenía  una canal de RSS mediante el cual podía acceder las adquisiciones recientes categorizadas por disciplina. Además,  mediante RSS me notifica sobre las fechas límites de los libros que había tomado prestado.

La Cafetería tenía  un canal de RSS para enviar el menú semanal. smile_regular

El aprender a utilizar el  RSS  era tan importante como  las destrezas en matemáticas.  Los estudiantes de primer año recibían talleres sobre los usos educativos del RSS. En los pasillos escuchaba a la gente hablar del nuevo canal de RSS que añadieron a su agregador.  Más aún, utilizar un agregador de RSS   era considerado “cool”. Los estudiantes y profesores tenían camisetas  con preguntas como:  ¿leíste tus feeds hoy?

2.  Un Colegio 2.0 sin  limitaciones de tiempo y espacio 

En ese sueño  no importaba si te perdías una actividad, taller o clase ya que podías acceder el podcast  y/o el video de la misma. Cada salón era un aula virtual en donde de forma casi automática las clases se transmiten en vivo y se grababan para la posteridad. No se distinguía  entre lo virtual y lo presencial ya que se consideraba que  el estar presente no está relacionado con el cuerpo físico.

En este  Colegio 2.0 se valoraba la enseñanza en línea  de la misma manera que la presencial. El estudiante tenía  la opción de tomar bachilleratos híbridos (combinación de lo presencial y lo virtual) en un ambiente caracterizado por la conectividad, la colaboración y la comunicación.  

En un próximo artículo seguiré describiendo esta visión hermosa.

Blogalaxia Tags: ,
If you enjoyed this post, make sure you subscribe to my RSS feed!

5 comentarios

Ir al formulario de comentarios

  1. JLG

    Mira por donde, los dos soñamos lo mismo. La diferencia está en que al despertarme la realidad del aula es una pizarra, mesas y sillas; y en tu caso imagino que se incluirá algún ordenador (digo yo 😆 ). Un saludo.

  2. Chiti

    Comento por “alusiones” 🙂
    Soy consciente de que con mi metodología sacrifico horas de matemáticas por horas de formación en “cacharrería 2.0”. Yo tengo bastante claro que vale la pena, que lo importante es aprender a buscar información, seleccionarla, filtrarla, intepretarla, sintentizarla y divulgarla. Si se sabe hacer esto, se aprenderá a aprender sobre cualquier tema.
    Sin embargo, en mi entorno académico próximo, mi visión no es compartida.
    Por eso me gustó leer El aprender a utilizar el RSS era tan importante como las destrezas en matemáticas.

  3. celestino arteta

    Muy interesante ese sueño, por soñar que no quede. Esperaremos los siguientes. La verdad es que si los alumnos en su vida normal están rodeados de “cacharrerias” digitales por todas partes, no es lógico que algo tan importante para su vida como es la formación este anclado en lo “analógico”. En España se va a producir, casi por decreto, un apagón analógico en el mundo televisivo, para incorporar la TV digital. CReo que también habría que llegar al apagón digital en las aulas ya que es lo que entienden los alumnos e incorporar el aprendizaje digital, la búsqueda y filtrado de la información, las habilidades digitales en un mundo digital.
    MUy bueno su sueño, siga soñando que, a veces, y con paciencia, los sueños se hacen realidad.
    Saludos y le sigo leyendo

  4. Angel

    Este asunto necesita más espacio, claro. Creo que el fondo es simple: la educación debe evolucionar. En eso estoy de acuerdo pero no estoy seguro de otras cosas que comentas.
    Por ejemplo, RSS y matemática no son comparables. RSS es una herramienta para seleccionar y recibir información, la matemática es mucho más que eso, te anima a pensar, a desarrollar la lógica, a experimentar. Posiblemente por eso hay mucha más gente que usa lector de feeds que gente con comprensión matemática (lo de “destreza” creo que es algo erróneo). RSS es una anécdota tecnológica, útil pero no más que el correo o que la telefonía IP. Lo trascendente, lo difícil viene después, a la hora de leer, comprender e integrar los documentos que te llegan. Y eso es muy viejo, es de siempre.
    Luego, la idea de educación “fuera de tiempo” (algo así como “voy a ver el DVD de la clase de ayer”) sólo funciona si el sujeto es tenaz, disciplinado y responsable. Y es que esa posibilidad de diferir en el tiempo la formación exige muxho más que la sujección a un calendario que normalmente dosificará el esfuerzo razonablemente. Y de nuevo ese es el problema, el viejo problema que no depende de la tecnología sino de la vocación de aprender.
    Y finalmente, hay una cuestión que me preocupa en los últimos años: las nuevas tecnologías potencian el trabajo solitario y dificultan el trabajo en equipo facilitando también la pérdida de contacto profesor-alumno. Creo que algunas iniciativas tecnológicas, aunque positivas (yo uso blogs y wikis) pueden agravar ese distanciamiento.
    Sigo tu blog siempre con interés
    Saludos

  5. Mario Núñez

    Angel;

    Gracias por el interés en esta entrada. Mi interés no es reducir la importancia de las matemáticas pero mediante la comparación dar a entender el valor de usar el RSS. Para mi el RSS es mucho más que una herramienta para recibir información.

    En relación a lo la educación asincrónica me parece que las destrezas de tenacidad, responsabilidad y disciplina deben ser parte de todos los alumnos y la fomentamos directamente con la enseñanza en línea.

    Con relación a los del trabajo en solitario y el colaborativo, pienso que ambos son importantes. Hay tareas que hay que realizar en solitario y hacerlas en grupo no sería lo mejor. Creo que hay que fomentar en el estudiante la capacidad de trabajar en solitario y en grupo.

    Celestino;

    Gracias por tu visita y aportación.

    Chiti;

    Gracias por entender el sueño ya que como profesora de matemáticas es muy valiosa tu aportación.

    JLG;

    Hay que seguir soñando y trabajar para cambiar la realidad.

Los comentarios han sido desactivados.